Pedida de pelicula

Por fin os puedo contar la pedida de mano que vivimos. Una pedida ¡de película! Sólo os diré que detrás hay meses de preparación, muchas horas de grabación, cinco cámaras, un novio con un par, un helicóptero, un equipo de lujo y una sala de cine de Kinepolis. (Ya os dije que era de película y no era ninguna metáfora).

Tu boda urbana

El entorno urbano aporta un contrapunto al romanticismo del día B. Sí estás pensando en una boda en la ciudad, puedes permitirte un look más desenfadado, sofisticado y menos formal. Tres hurras por las novias valientes que se atreven a darle un toque de color a su look, como los zapatos, por ejemplo.

DIY San Valentin

Hoy es el día... ¡De los enamorados! (Tienes que leerlo cantando) :)
Pues sí, hoy es el día del amor por excelencia. Y mira que yo soy de las que lo declara a diario, pero no os voy a engañar, un detallito es un detallito. Pero no estoy hablando de gastar, todo lo contrario... ¡Viva el low cost!. Así que os traigo un DIY baratito para regalar a vuestra pareja.

 

Marta+Jose

Nos conocimos en un aeropuerto. Bangkok. El final de nuestra luna de miel. Y el comienzo de nuestra amistad. Llevábamos quince días sin ver ni una cara española (por no hablar del acento). En cuanto nos sentamos con las maletas a la espera de nuestro vuelo nos identificamos enseguida. "¿Españoles, verdad?". Y allí estuvimos intercambiando anécdotas y experiencias por aquellos mundos. Se daban el "Sí, quiero" el mismo día que nosotros. Y yo, que no me gustan las bodas, le pregunté por absolutamente todo. He aquí el resultado :)

Baby shower

Este fin de semana tuvimos jaleo. Fue muy bonito y especial. Se trató de una baby shower, o lo que es lo mismo, una fiesta sorpresa para celebrar el futuro nacimiento de un bebé. En nuestro caso, de Blanquita.  La mami, María, no se imaginaba la tarde que le esperaba. 

Pedida de una Cenicienta

Cuando me contaron esta pedida de mano, no pude ni parpadear. Parecía sacada de un cuento, pero esta es real como la vida misma y como las lagrimas de emoción que teniamos todos mientras nos la contaba Eva con un café. Y claro, ¡tenía que compartirlo, no podía quedarmelo sólo para mí!

Tu boda romántica

Como si de un cuento de hadas se tratase, con sus príncipes azules y sus princesas de vestidos vaporosos. Inspiradas en peliculas clásicas, aquellas en las que los detalles tiernos están por cada rincón. Flores silvestres, tonos pastel, velas... Hoy os traigo, una boda romántica.